245 ACTOS DE MALDAD EXTRAORDINARIA

Por  |  0 Comentarios
COMPARTE!




Para quienes desean descubrir sus superpoderes a través de la historia de una adolescente ordinaria.

245 ACTOS DE MALDAD EXTRAORDINARIA

Por Juan Carlos Araujo (@jcaraujob)
Fotografías: Ricardo Castillo Cuevas (RiAlCastillo)

“No seas idiota, tienes 16, aquí no termina tu vida.”

Andrea no tiene el gen súper. No puede volar, ni tiene fuerza sobrehumana; lo que sí tiene es mucho enojo y muchísimas cosas que quisiera decir pero que mejor se traga. Hija del gran Chuchoman, héroe para miles, pero solamente un padre ausente para ella, Andrea debe de lidiar con la vida diaria de una adolescente de la mejor manera posible. Sin embargo, tres cajas misteriosas con olor a quemado llegarán a cambiar su vida, a revelar secretos que la guiarán hacia la gran manzana, a decirle que, aunque ella no lo crea, en verdad hay algo extraordinario en ella.

“El gen súper como que se extinguió.”

A Andrea le pasan muchas cosas a sus escasos 16 años. Se agobia por la vaquita marina, por un sistema injusto de disciplina en su escuela, por el uso desmedido de unicel, especialmente por su padrastro Humberto. Andrea está agobiada porque tiene problemas en la escuela, no tolera a una psicóloga con cierta fascinación por Garfield, y principalmente que carga con la sombra de su padre superhéroe. Escrita por Ana González Bello y Paula Zelaya Cervantes, dramaturgas responsables de Sucia y Muy Chingona Historia de Amor y El Hilador respectivamente, “245 Actos de Maldad Extraordinaria” es un monólogo centrado en un muy complejo, atormentado pero a la vez fascinante y encantador personaje, que encontrará eco en las historias personales de cada uno de los espectadores. Ya sea a través de sus propias historias familiares, traumas, obsesiones o meramente ante la realización de que somos seres ordinarios ante un mundo que se percibe a momentos como infranqueable en su enormidad, la dramaturgia resulta confrontativa de manera eficiente, fluida, potente, pero a la vez cargada de comedia.




“¿Cómo se siente tu lado enojado?”

Durante una visita a la psicóloga de la escuela, Andrea confiesa al público la multiplicidad de cosas que le agobian en la vida mundana que lleva. Pocos momentos después, la adolescente comparte la historia de cómo su padre salvó con su gran fuerza a un grupo de niños en un museo, de cómo México y el mundo están en peligro por un rayo destructor fotomagnético, sobre cómo es víctima de bullying en la escuela. La conjunción del ingenio y capacidad narrativa de Paula Zelaya Cervantes y Ana González Bello consiguen una obra de realismo mágico donde lo común cohabita con lo extraordinario en una travesía que lleva a Andrea, y al espectador, a estar en paz con su historia y a descubrir lo mágico que reside en cada uno. La fluidez con la que se fusionan la realidad con la ficción, todo con una fuerte carga de comedia y referencias a la cultura pop, hacen de este monólogo el más sólido trabajo de ambas escritoras a la fecha.

“La siguiente escena sucede toda en mi cabeza.”

El escenario revela un enorme muro conformado por una multiplicidad de pantallas en la que aparecerán momentos clave en la carrera de Chuchoman y de Andrea. Esta misma pared sirve como salón de clases, un reflejo de la mente caótica de la protagonista y el espacio en el que la joven descubrirá algo único en ella en una escena que deja boquiabierto al público ante su potente magia, literal y narrativa. Bajo la dirección de la misma Paula Zelaya Cervantes, y apoyada por un gran equipo creativo conformado por Sergio Villegas en el diseño de escenografía, Matías Gorlero en la iluminación, Aldo Vázquez en el vestuario, Cristobal MarYan a cargo de la música original y el diseño sonoro, y Diego Espinosa de los Monteros en el diseño Multimedia, “245 Actos de Maldad Extraordinaria” es una puesta en escena que fortalece la dramaturgia, intensificando tanto la comedia a través de gags visuales por demás efectivos, como su profundidad con actos de magia pequeños, pero contundentes. Cada uno de los elementos que conforman el montaje conviven en armonía. De tal manera, las múltiples pantallas en la escenografía sirven para intensificar el trabajo multimedia en que el se verán a Chuchoman triunfando o a su némesis La Malinche intentando hacer de las suyas; la precisa iluminación de Gorlero se une a la música de MarYan para crear verdadera intimidad cuando Andrea se muestra vulnerable.




“Todo se tiene que ir a la chingada en algún momento.”

Una psicóloga con problemas de habla, un adolescente chicano tratando de reencontrarse con sus raíces, una joven que no sabe cómo lidiar con su enojo, misma que es capaz de desmoronarse ante la verdad que se le ha ocultado por 20 años. Con su característico estilo de actuación, uno que transita entre el más absoluto naturalismo y la farsa, Ana González Bello entrega un trabajo honesto y comprometido, a momentos irreverente e hilarante, en “245 Actos de Maldad Extraordinaria”. Ya sea seseando o con un acento urbano, hablando de tazas de Garfield o de como el mundo está a punto de perecer a causa de un arma letal, cada una de las intervenciones de González Bello está dotada de verdad emocional, hecho vital para crear una compenetración sentimental entre el espectador y el personaje y que se alcance la magia al final de la obra. Cabe destacar de igual manera la participación en video de Alejandro Morales, Carmen Ramos y Mónica Huarte, entre muchos otros artistas, quienes dan vida a los personajes secundarios de la obra.,

“¿En dónde pones tu enojo y en dónde pones tu perdón?”

El mundo es un lugar horrible… horrible. Pero eso no significa que yo tenga que ser una persona horrible. Esa frase, de la obra El Juego que Todos Jugamos de Alejandro Jodorowski, me viene a la cabeza tras haber aplaudido “245 Actos de Maldad Extraordinaria”. Hay tantas razones para estar enojados, tantas para querer gritar a todo pulmón nuestra rabia, no sólo por el peligro de extinción de la vaquita marina. Sin embargo, veo a mi alrededor, a todas las bendiciones que me rodean, y encuentro que mi mayor superpoder es el de estar agradecido de estar vivo, de ir al teatro, de aplaudir de pie una gran obra, ya que esos momentos de gozo absoluto son los que a mí me hacen volar.

Búscanos en Facebook e Instagram como Entretenia
Twitter: @Entretenia




DATOS GENERALES

(Toda la información contenida a continuación proviene de la producción)

OBRA: “245 Actos de Maldad Extraordinaria”

DRAMATURGIA: Paula Zelaya Cervantes y Ana González Bello

Dirección: Paula Zelaya Cervantes

ACTUA: Ana González Bello

PARTICIPACIÓN EN VIDEO: Alejandro Morales, Carmen Ramos, Dagoberto Gama, Mónica Huarte, Erick Tovar y Miguel Ángel Sánchez de Armas.

ELENCO VOZ EN OFF: Paula Bracho, Juan Carlos Medellín, Paloma Cordero, Héctor Berzunza, Dan Osorio, Maia F.G. Hernández, Arcelia de la Peña y Jimena Saltiel.

DÓNDE: La Teatrería

DIRECCIÓN: Tabasco 152, Colonia Roma Norte.

CUÁNDO: Viernes 20:30 horas. Hasta el 29 de abril.

COSTO: $400. Disponibles en taquilla y Boletos | 245 Actos de maldad extraordinaria | LaTeatreria (boletosenlinea.events)

DURACIÓN: 75 minutos sin intermedio.

DATOS DEL TEATRO: No cuenta con valet parking o estacionamiento.

COMPARTE!

Licenciado en Literatura Dramática y Teatro con experiencia de más de veinte años en crítica teatral. Miembro de la Muestra Crítica de la Muestra Nacional de Teatro y Miembro de la Agrupación de Críticos y Periodistas de México.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.