INFIERNO BARBA AZUL

Por  |  0 Comentarios
COMPARTE!





Para quienes estén abiertos a cuestionar al feminismo y así, para quienes señalan menos y se miran más.

INFIERNO BARBA AZUL

Por Jessica Canales (@jessicacanales)

Fotografías: Cortesía de Alfredo Millán

“Yo vengo a cazarte antes que alguien me cace a mí, voy a cobrármelas todas contigo.”

La silueta de tres cuerpos en el suelo, junto a ellos tres pares de zapatos. Las entrañas de un camerino en donde conversan cuatro actores sobre un pasaje cotidiano: “No sé qué hacer. A mi amiga le pegó su novio y me preguntó ¿soy una mujer golpeada? Obvio sí, pensé; pero no le quise decir porque ya me había pasado con otra amiga y luego se contentó y dejó de hablarme”. Así comienza “Infierno Barba Azul”.

“Que le vaya pegando cada vez menos hasta que le deje de pegar.”

Mujer 1, 2 y 3 habitan la escena dando vida a cada silueta y van contando su violenta historia. También él narra la suya e igualmente es violenta. Es la primera vez que miro, escucho, leo o participo de una denuncia sobre violencia de género en la cual no resulta el hombre siempre un victimario sino un pedazo más de un complejo y doliente engranaje donde el arranque tiene que ver con la falta de amor y con la rabia que se hereda y se asume sin cuestionamientos generando así con ello una fractura que resulta en matarnos unos a otros sin mirarnos jamás. A veces de un golpe, otras –las más- a tarascadas.

“Mientras ella no sienta placer, mientras se la meten, sigue siendo tuya.”

La puesta en escena se realiza en el segundo piso del Cabaret Barba Azul y en ella el personaje homónimo del sitio, el pirata Barba Azul, juega un papel importante para tejer la estructura del personaje que violenta y somete. Sin embargo, la Compañía Puño de Tierra además le da una vuelta a este clásico personaje restándole carga moral y lo muestra también del otro lado, el hombre como violentado. Así pues, la dramaturgia colectiva de la compañía lleva a escena un universo que gira y nos obliga con ello a mirarnos como responsables sin culpa de una furia sin género.





“Que lo sepan todos, que lo sepas tú que te quiero mía; lejos o cerca, pero mía.”

Para apoyar la premisa, la puesta se vale de elementos técnicos y trazos de dirección que incluyen a los espectadores en el universo que ha llevado a la muerte a estas mujeres dibujadas en el piso. Actores y espectadores danzan sobre ellas, las imágenes de todos se proyectas en el techo. La dirección de Fernando Bonilla cuestiona y no permite que uno se esconda entre las butacas para no ser mirado.

“Mi mamá me miró con esos ojos de espanto que tenía y me dijo: no es tu padre.”

Una idea original de Valentina Sierra que desarrollara junto a Sofía Álvarez Núñez, Daniela Arroio, Fernando Bonilla, Borja Cortés, Daniela Flores, Juan Carlos Medellín y Mariana Tejeda construida a partir de testimonios reales y tejida con el cuento del francés Charles Perrault y poesía de Michel Houellebecq y Charles Baudelaire.

Búscanos en Facebook e Instagram como Entretenia

Twitter: @Entretenia

DATOS GENERALES

(Toda la información contenida a continuación proviene de la producción)

OBRA: Infierno Barba Azul

DRAMATURGIA: Creación colectiva de la compañía Puño de Tierra

DIRECCIÓN: Fernando Bonilla

ACTÚAN: Sofía Álvarez Núñez, Daniela Arroio, Fernando Bonilla, Juan Carlos Medellín y Valentina Sierra.

DÓNDE: Cabaret Barba Azul. Reservaciones: punodetierramx@gmail.com

DIRECCIÓN: Gutiérrez Nájera 291 esquina Bolívar, Colonia Obrera.

CUÁNDO: Jueves a las 8 pm hasta junio 8.

COSTO: Entrada libre.

DURACIÓN: 110 minutos sin intermedio.

DATOS DEL TEATRO: Es un espacio dentro de uno de los cabarets más clásicos de la CDMX.

COMPARTE!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.