ACÁ EN LA TIERRA

Por  |  0 Comentarios
COMPARTE!




Para quienes desean aprender que en este planeta hay extraterrestres que no están definidos por el azul o el rosa.

ACÁ EN LA TIERRA

Por Juan Carlos Araujo (@jcaraujob)
Fotografías: Ricardo Castillo Cuevas (RiAlCastillo)

“Lolo hablando a Cromañón”

A Lolo le gustan muchas cosas como la sopa, el olor de las toronjas, mirar a los pájaros y pasar tiempo con su mamá terrícola. Sin embargo, a Lolo no le gustan muchas otras, las odia incluso, como el tener que hacer fila en la escuela. Lolo no es como los demás niñ@s de su escuela; no entiende por qué debe jugar o comer en el recreo, o por qué muchos de sus compañer@s le molestan. Quizás un superintendente invisible, con unos “walmart” que tocan música increíble, le ayude a encontrar su lugar en este extraño planeta Tierra.

“¿Por qué no te gusta jugar con los otros niños?”

En un mundo definido por el azul y el rosa, el dramaturgo Luis Eduardo Yee abre una muy necesaria discusión sobre la identidad y la inclusión infantil en “Acá en la Tierra”. Un niñe que al no entender su lugar en este mundo adopta una personalidad extraterrestre; Dolores, encargada de la limpieza en su escuela, es una mujer quien entiende que su posición en este mundo la vuelve invisible; y Teresa, una madre desesperada por entender cómo funciona la mente de su joven hijo, son los personajes que accionan la trama desde un lugar divertido a momentos, ingenioso sin duda, conmovedor y profundo en sus reflexiones y conclusiones.




“Los humanos hacen muchas cosas que odian.”

Dolores encuentra a Lolo escondido en un almacén de la escuela durante los honores a la bandera. Al preguntarle las razones, el pequeño explica su terrible conflicto al no entender en qué fila debe formarse. Este mismo conflicto se ve reflejado cuando Teresa lleva a su niño a comprar ropa pero, entre lágrimas, Lolo le explica que no le gusta la ropa del departamento al que le han llevado en la tienda. A pesar de que la trama principal de la obra toma demasiado en aparecer, habiendo un exceso de exposición inicial de las premisas que sostienen el arco dramático, “Acá en la Tierra” lleva su potente mensaje de inclusión y aceptación a buenos términos, plateando la situación de una manera clara que abre preguntas en los más pequeños, que confronta a los adulos con sus propias creencias.

“Los niños no se pintan la cara.”

El escenario está conformado por diversas plataformas, algunas de ellas con cierto nivel de inclinación, cada una de ellas enmarcada por luces de neón. En momentos claves de la narrativa, aparecerán un par de ganchos de ropa, igualmente creados con tubos de neón en azul y rosa, asimismo como las clásicas figuras que representan los géneros binarios de masculino y femenino. Para fortalecer los acontecimientos de la historia, se escuchan canciones como Boys Don’t Cry de The Cure, Rocket Man de David Bowie, y The Passenger de Iggy Pop, todas ellas melodías interpretadas por figuras con cierto nivel de androginia, y todas alusivas o al espacio exterior, o a los estereotipos de género que impone la sociedad. La dirección de Rebeca Trejo en “Acá en la Tierra” consigue que el mensaje planteado por el autor sea contundente a nivel sensorial, apoyada por un sólido equipo de creativos como Jesús Hernández en la escenografía e iluminación, Rodrigo Castillo Filomarino en la música y diseño sonoro y Lissete Barrios en el diseño de vestuario. La concepción escénica del montaje es llamativo para los niños, el humor es ágil y fluido, y principalmente consigue que un tema tan complejo sea asequible para cualquier, como al momento en que Dolores barre una iluminación rosa y azul en el piso, para desaparecer las ridículas divisiones de género binarias que en pleno siglo XXI se han convertido en obsoletas, le pese a quien sea.




“Enséñame a ser invisible.”

La angustia que invade a Lolo en una tienda departamental al ser presionada por su madre a elegir ropa es tan real como la fascinación y felicidad que siente cuando escucha música por primera vez a través de los “walmart» que le presta Dolores. La mujer de la limpieza, quien habla con un fuerte acento que la distingue de los demás, es capaz de mostrar su asombro o su firmeza con el pequeño Lolo, con la misma facilidad con la que se emociona por un regalo especial que le entrega al pequeño extraterrestre. Por su parte, la angustia de Teresa por entender a su hijo es tan honesta como el cariño que le expresa, o la confusión que siente al comunicarse la muy única Dolores. El elenco de “Acá en la Tierra” conformado por Assira Abate, Vicky Araico y Mahalat Sánchez es la pieza clave que lleva el montaje a tan exitoso puerto. Los sentimientos que viven cada uno de los personajes, provenientes de una fractura emocional honesta en cada una de las tres actrices, es fundamental para que el público sea fascinado por la historia, por sus protagonistas, y los aprendizajes que deben dejar en cada uno.

“¿Si no entiendo algo, es porque no me lo han explicado bien?”

Cuando yo descubrí que era homosexual, a principios de los años 90, el terror que me invadía por ser rechazado era sencillamente asfixiante. Hoy, en 2021, puedo caminar orgullosamente en tacones y falda, con las uñas pintadas, de la mano de mi esposo. Las etiquetas se han desdibujado con el advenimiento de palabras como inclusión y no-binario, pero el camino es aun muy largo para eliminar por completo la discriminación a lo que para muchos resulta incomprensible o, incluso, aberrante. El mejor lugar para empezar con tan complicada misión lo ha encontrado sin duda “Acá en la Tierra”: en los más pequeños, niñ@s con la capacidad de cambiar para mejor este planeta azul que los terrícolas llamamos hogar.

Búscanos en Facebook e Instagram como Entretenia
Twitter: @Entretenia




DATOS GENERALES

(Toda la información contenida a continuación proviene de la producción)

OBRA: “Acá en la Tierra”

DRAMATURGIA: Luis Eduardo Yee

DIRECCIÓN: Rebeca Trejo

ELENCO: Assira Abate, Vicky Araico y Mahalat Sánchez.

DÓNDE: Teatro Benito Juárez

DIRECCIÓN: Calzada Villalongín 15, Colonia Renacimiento.

CUÁNDO: Sábado y Domingo 13:00 horas. Hasta el 8 de Agosto 2021.

COSTO: $168. Boletos en taquilla o en www.ticketmaster.com.mx Aplican descuentos.

DURACIÓN: 80 minutos sin intermedio. Principio del formulario

DATOS ADICIONALES DEL TEATRO: No cuenta con estacionamiento o valet parking.

COMPARTE!

Licenciado en Literatura Dramática y Teatro con experiencia de más de veinte años en crítica teatral. Miembro de la Muestra Crítica de la Muestra Nacional de Teatro y Miembro de la Agrupación de Críticos y Periodistas de México.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.