STRAIGHT

Por  |  Comentarios
COMPARTE!




Para quienes deben entender que la discriminación no ha terminado y va más allá del color de la piel.

STRAIGHT

Por Juan Carlos Araujo (@jcaraujob)
Fotografías: Ricardo Castillo Cuevas (RiAlCastillo)

“Ningún camino hacia la libertad es sencillo.”

El fin de la discriminación en Sudáfrica terminó en 1992 con la abolición del Apartheid. Al menos eso fue lo que se declaró. Sin embargo, la igualdad va mucho más allá del color de la piel y abarca a muchas otras minorías, incluyendo a la comunidad LGBTQ+. Una mujer debería tener la libertad de amar a otra mujer sin temor a ser rechazada, atacada, violada, incluso asesinada impunemente. La violación correctiva debería ser considerada una aberración, no una practica común. Debería… pero la realidad en Sudáfrica, como en muchas partes del mundo, es profundamente distinta.

“No quiero que se me suban los perros.”

Ganadora de varios premios internacionales de dramaturgia, “Straight” del escritor francés Guillaume Poix abre la discusión en torno a la brutal violencia que una multitud de mujeres lesbianas han sufrido durante años en Sudáfrica. A través de cuatro líneas narrativas, mismas que fusionan la realidad histórica con la ficción, Poix contrapuntea el camino hacia la libertad y al primer mundo que el país africano se ha forjado, culminando con el ser anfitrión del Mundial en 2010, con  la salvaje practica de la violación correctiva en contra de mujeres homosexuales y de la rampante ignorancia que aun impera.

“Su modo de vida iba en contra de las buenas costumbres.”




Zuko violó y posteriormente asesinó a Savannah en un intento por curarla; su juicio deja en claro la postura ideológica no sólo del hombre, sino de toda una sociedad. En 2008, en su natal población de Kwa Thema, la reconocida jugadora de soccer Eudy Simelane fue asesinada, su cuerpo hallado con 25 puñaladas y calaras evidencias de haber sido abusada sexualmente. Mientras que un país lucha por la igualdad y la inclusión, como el derecho al matrimonio igualitario aprobado en 2006, sus habitantes siguen creyendo en ideas retrogradas que se traducen en barbarie. Es en esta dicotomía que “Straight”, con una sólida traducción a cargo de Manuel Ulloa Colonia, consigue abrir una conversación necesaria, urgente y dolorosa que rebasa las fronteras del continente negro y resulta tan relevante en el México del 2020 como en cualquier otro lado.

“Voy a sacarte el demonio.”

Contra la adversidad de una sociedad retrograda, dos mujeres se unen en su propio rincón del mundo y se abrazan, se besan con amor. Líneas de color rojo, naranja, amarillo, verde, azul y morado las entrecruzan, la bandera del orgullo protegiéndolas de un mundo que no logra entender que el amor es amor. El juicio en contra del violador y asesino Zuko se realiza al pie de una montaña de ceniza, tierra y escombros, la juez posicionada en las alturas sobre un archivero semi enterrado, un mundo burocrático cubierto por la tierra de una nación orgullosa por sus logros, detenida por sus ideologías. Bajo la precisa dirección de Mariana Gandara, “Straight” es un logro visual de grandes proporciones. La escenografía a cargo de Mauricio Arizona está cargada de simbología y detalles, desde un calendario de Marzo 2006 y varios pares de zapatos hundidos en la tierra hasta la montaña de ceniza arriba mencionada atrapan la imaginación del espectador. El diseño de vestuario de Julia Rempe y Malaury Flamand representan de forma sencilla pero precisa el orgullo gay y las tradiciones del país africano. Por su parte, la iluminación de Jesús Giles acentúa en seis colores la lucha de cuatro y de miles mujeres que cada día luchan por el derecho a no ser violadas.




“El deseo no tiene nada que ver con la elección.”

Un grupo de ciudadanos sudafricanos celebran los logros de su nación de frente al público, algunas mujeres tomadas de la mano. Se canta una canción, musicalizada con percusiones realizadas con sus propios cuerpos. Durante el juicio en contra de Zuko, la sobreviviente Kayla, vestida de rojo, explica por qué es ella la que se encuentra presente en representación de la víctima. El dolor en sus ojos es real, tan verdadero como el cinismo con que el acusado ha explicado que la mujer a la que violó y asesinó debería haberse transformado a la heterosexualidad tras el ataque. “Straight” cuenta con un elenco solido en su mayoría conformado por Ximena Altair, Valentina Manzini, Vania Rebeca Belmont, Anaid Bohor, Pilar Carre, Marya Sotelo, Alejandrina Hergon, Kira Rodríguez, Emmanuel Pavía, David Zambrano, María Kemp, Ernesto Rocha, Francisco Aurelio Sánchez, Carlos Abraham Gongo y Alexis Briseño Jaramillo (alternando funciones). Este conjunto de actores consigue una cohesión coral que transmite el dolor de la lucha, la frustración en contra de la ignorancia, la pasión por alcanzar la más verdadera libertad.

“Hoy venimos a dignificar la sangre.”

El año pasado el Congreso de Nuevo León aprobó reformas a la ley Estatal de Saluda que permiten a prestadores de servicios de salud negar la atención médica a miembros de la comunidad LGBTQ+ en base a sus creencias. Resulta escandaloso pensar que esta noticia es real, que está sucediendo en pleno siglo XXI en un país que ha avanzado tanto en materia de derechos igualitarios. Sin embargo, es muy real. El Colectivo El Llamado Teatro nos muestra una deplorable realidad en Sudáfrica. Las noticias nos recuerdan que el teatro, una vez más, es un claro reflejo de nuestra realidad.

 

Búscanos en Facebook e Instagram como Entretenia
Twitter: @Entretenia




DATOS GENERALES

(Toda la información contenida a continuación proviene de la producción)

OBRA: “Straight”

DRAMATURGIA: Guillaume Poix

TRADUCCIÓN: Manuel Ulloa Colonia

DIRECCIÓN: Mariana Gándara

ACTÚAN: Ximena Altair, Valentina Manzini, Vania Rebeca Belmont, Anaid Bohor, Pilar Carre, Marya Sotelo, Alejandrina Hergon, Kira Rodríguez, Emmanuel Pavía, David Zambrano, María Kemp, Ernesto Rocha, Francisco Aurelio Sánchez, Carlos Abraham Gongo y Alexis Briseño Jaramillo.

DÓNDE: Foro Sor Juana Inés de la Cruz.

DIRECCIÓN: Centro Cultural Universitario, Insurgentes Sur 3000.

CUANDO: Jueves y Viernes 20:00, Sábados 19:00 y Domingos 18:00 horas. Hasta el 2 de Febrero 2020.

COSTO: Entrada libre

DURACIÓN: 105 minutos sin intermedio.

DATOS DEL TEATRO: Cuenta con estacionamiento. El Centro Cultural Universitario cuenta con una extensa cartelera en sus diferentes teatros, les recomendamos revisarla.

COMPARTE!
Juan Carlos Araujo

Licenciado en Literatura Dramática y Teatro con experiencia de más de veinte años en crítica teatral. Miembro de la Muestra Crítica de la Muestra Nacional de Teatro y Miembro de la Agrupación de Críticos y Periodistas de México.

2 Comments

  1. Avatar

    David Zambrano

    15 enero, 2020 at 10:14 pm

    La entrada es gratuita.

    • Avatar

      admin_entretenia

      16 enero, 2020 at 11:47 am

      Tienes toda la razón. Gracias por la corrección

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *