EL PERRO DEL HORTELANO

Por  |  Comentarios
COMPARTE!




Para quienes desean reír con una comedia palatina de Lope de Vega ubicada en pleno cine de oro mexicano.

EL PERRO DEL HORTELANO

Por Juan Carlos Araujo (@jcaraujob)
Fotografías: Pili Pala

 

“Amor es dios de la envidia y del agravio.”

Un hombre ha entrado a casa de la condesa Diana de Miranda y ella no tendrá paz hasta descubrir quién ha sido el perpetrador de tal atrevimiento. Al darse cuenta de que ha sido Teodoro el secretario, y que este es el dueño de los afectos de Marcela, la aristócrata no sólo ha decidido parar las posibles nupcias entre los amantes, en un arranque caprichoso de celos ha decidido que ella misma será la novia. Esta historia podrá haber sido escrita en el siglo XVII, pero es tal su insensatez que no quedaría nada mal dentro de la cinematografía mexicana de los años cincuenta.

“Dos caballeros te buscan y de amor ambos ciegos están.”

La expresión idiomática popular Ser como el perro del hortelano, que no come ni deja comer es la base sobre la que se cimenta la obra “El Perro del Hortelano”. Escrita en 1618 por Lope de Vega, uno de los pilares más importantes de la dramaturgia española del siglo de oro, esta comedia palatina, o comedia de enredos, gira en torno a una mujer caprichosa, celosa y envidiosa, cuyos afectos hacia Teodoro cambian dependiendo de la manera en que así convenga a sus propios intereses. Escrita en un verso ingenioso, cargada de oxímorones que hacen referencia a la naturaleza discordante del amor, la obra brilla como un divertimento donde un hombre de clase menos afortunada consigue ascender a esferas más altas de poder económico-social como era costumbre de las comedias de privanza de aquella época.




“Qué mal hice en fiarme de una palabra amorosa.”

Una vez que la poco amable condesa ha sido presentada a los espectadores, así como cada uno de sus múltiples pretendientes, la clásica canción Señora Tentación de Agustín Lara es interpretada en escena, una de las múltiples canciones de mediados del siglo XX que se han incluido en la obra como si fueran parte del original. La adaptación que realiza la también directora Angélica Rogel a “El Perro del Hortelano” sitúa la acción descrita por Lope de Vega en el México de los años cincuenta, pero como si se tratara de una película clásica de aquella época. Este acierto consigue demostrar la atemporalidad de la dramaturgia y transporta al público a un tiempo mucho más asequible que el de la España de los 1600s, al mismo tiempo que inserta grandes canciones de Juan Bruno Terraza, Agustín Lara y Bienvenido Fabián, entre otros compositores incluyendo el propio Carlos Matus quien es el encargado de tocar la música en vivo y de los arreglos musicales. Esta adaptación es sin duda uno de los puntos más destacables de la puesta en escena a cargo de la Compañía Nacional de Teatro.

“No hay rúbrica mejor que la que firma un abrazo.”

Elegantes vestidos en blanco y negro portados con gracia y elegancia por la condesa, quien también luce peinados altos dignos de toda una luminaria de la pantalla grande de los años cincuenta. Sobre el escenario, la fachada de una hacienda clásica mexicana, aderezada por detalles de art nouveau y una que otra columna griega. Al abrirse esta entrada, se revela el interior del centro nocturno Belflor donde se halla un piano de cola y un micrófono de la época. El cuidado al detalle que la directora Angélica Rogel ha puesto en la escenificación de “El Perro del Hortelano” es precisa, claro resultado de un entendimiento de la estética de las películas de cine de oro mexicano que quiere emular. Apoyada por el diseño de vestuario a cargo de Estela Fagoaga, la peluquería y maquillaje de Maricel Estrada, así como el diseño de escenografía e iluminación de Patricia Gutierrez, Rogel consigue uno de los montajes más interesantes a nivel visual de su carrera.




“Lo que niegas con la lengua lo confiesas con colores.”

Respetando por completo la métrica de los versos de Lope de Vega, y asumiendo una personalidad que de inmediato podría remitir a una Dolores del Río o una María Félix, Astrid Romo crea una condesa de Miranda altiva, soberbia y caprichosa en su hablar, mover y actuar. A su lado, Rodrigo Alonso como el indeciso Rodrigo Alonso hace las veces de víctima enamorado en el tono preciso melodramático de mediados de los 50s. Fernando Bueno es el patiño cómico idóneo mientras que Karla Camarillo asume una Marcela desesperada por tener a quien desea, conformándose con un mediocre chofer interpretado con igual gracia por Jorge León. Los miembros actorales de la Compañía Nacional de Teatro impregnan al “El Perro del Hortelano” de un buen sentido del humor que, a pesar de que a momentos se llega a perder dada la acústica del teatro, llevan el ritmo de la puesta por sólidos caminos. Además de los ya mencionados, Victoria Benet, Carlos Matus, Andrés Weiss y Diana Fidelia realizan buenas interpretaciones que nos recuerdan que el siglo de oro español, bien interpretado, es motivo de diversión y admiración.

“Yo sospecho que en estos disgustos hay algunos gustos secretos.”

La Compañía Nacional de Teatro ha demostrado su relevancia e importancia en los últimos años con montajes que serían posiblemente imposibles de realizar de no ser por la estructura que la sustenta. De tal manera, obras como “La Celestina”, “Los Grandes Muertos”, “El Círculo de Cal” o “Numancia”, por nombrar algunas, llegan a los escenarios con grandes propuestas, coherentes con los tiempos y urgentes en sus dramaturgias. “El Perro del Hortelano” es un divertimento, no más allá de eso, que en manos de Angélica Rogel demuestra su pertinencia en un México que aún sigue enamorado de sus películas de antaño.

Búscanos en Facebook e Instagram como Entretenia
Twitter: @Entretenia




DATOS GENERALES

(Toda la información contenida a continuación proviene de la producción)

OBRA: “El Perro del Hortelano”

DRAMATURGIA: Lope de Vega

DIRECCIÓN: Angélica Rogel

ACTÚAN:  Rodrigo Alonso, Victoria Benet, Fernando Bueno, Karla Camarillo, Diana Fidelia, Jorge León, Astrid Romo, Andrés Weiss y Carlos Matus.

MUSICO EN VIVO: Carlos Matus

DÓNDE: Teatro de las Artes dentro del Centro Nacional de las Artes.

DIRECCIÓN: Río Churubusco 79, esquina Calzada de Tlalpan. Colonia Country Club.

CUÁNDO: Jueves y Viernes 20:00, Sábado 19:00 y Domingo 18:00 hrs. Hasta el 9 de Junio.

COSTO: $30 Jueves $100 los demás días. Boletos en taquilla. Aplican descuentos.

DURACIÓN: 110 minutos sin intermedio.

DATOS DEL TEATRO: El CENART cuenta con estacionamiento sin costo.

COMPARTE!
Juan Carlos Araujo

Licenciado en Literatura Dramática y Teatro con experiencia de más de veinte años en crítica teatral. Miembro de la Muestra Crítica de la Muestra Nacional de Teatro y Miembro de la Agrupación de Críticos y Periodistas de México.

3 Comments

  1. Avatar

    Quio Daniel

    29 mayo, 2019 at 6:27 pm

    Muy mala, me salí a la mitad so pena de dormirme y roncar. Lo más malito que le he visto a la CNT

    • Avatar

      admin_entretenia

      29 mayo, 2019 at 9:05 pm

      En gustos se rompen géneros jejeje.
      SALUDOS!

  2. Avatar

    Benjamín

    29 mayo, 2019 at 7:03 pm

    Deseando verlo en el Festival Olmedo Clásico en España @Olmedoclasico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *