EL NUEVO TRAJE DEL EMPERADOR

Por  |  0 Comentarios
COMPARTE!





Para quienes desean que sus niños entiendan que la verdad es mucho más importante que la vanidad.

EL NUEVO TRAJE DEL EMPERADOR

Por Juan Carlos Araujo (@jcaraujob)
Fotografías: Ricardo Castillo Cuevas (@RiAlCastillo)

 

“La combinación de colores es clave para que un pueblo prospere.”

Caprichoso y enamorado de su propio reflejo, el emperador necesita de nuevas vestimentas para adornar su belle figura en el desfile próximo a celebrarse en el reino. Es por ello que el señor ministro ha convocado a los más grandes sastres de toda la tierra para que acudan prontamente con sus mejores telas doradas. Pobre monarca vanidoso, nunca imaginó que quienes llegaría serían un par de vivales con supuestas mágicas telas invisibles del polo norte que en realidad son aire y que lo dejarán en calzones frente a todos los niños del lugar.

“Los dos sastres se pusieron a tejer con un hilo invisible que no existía.”

Considerado como uno de los más grandes escritores de cuentos infantiles en la historia, el danés Hans Christian Anderson publicó en 1837 “El Nuevo Traje del Emperador”, un maravilloso relato sobre el efecto negativo de la vanidad y la zalamería, así como de la maravillosa capacidad que tienen los niños para siempre decir la verdad, sin importar qué tan incómoda esta pueda ser. La adaptación y tropicalización que realiza la también directora Sara Nieto para teatro es buena y divertida, incluyendo una afición del emperador por desayunar chilaquiles o de hacerse una trenza oaxaqueña de vez en cuando.





“Estos sastres sólo pueden vestir a emperadores.”

Mientras que el sastre Riff empuja un enorme y poco funcional armatoste de un lado del escenario al otro sin ninguna aparente razón, su compinche Raff hace una muy prolongada mímica sobre comer un imaginario tamal de Nutella que no termina de ser lo suficientemente graciosa como para haber sido tan larga. Apoyada por un magnífico trabajo de diseño de vestuario y maquillaje a cargo de Héctor Gabriel García, que incluye trajes de vagabundo raídos y parchados o unos divertidísimos calzones dorados con tirantes y peluche, Sara Nieto realiza la dirección para “El Nuevo Traje del Emperador” a partir de la farsa y el uso de lenguaje clown con resultados irregulares. A pesar de un ritmo que dista mucho de ser el apropiado para que la puesta en escena fluya de manera consistente y que no permita que el escenario se quede vacío a lo largo de distintos momentos, los niños en la función que presencié se divirtieron, mostraron interés e incluso participaron bastante. Es en este último punto es donde se debería replantear el final, que hace uso de una muy desafortunada grabación, para dar paso a que sean justamente los más pequeños quienes expresen la verdad de lo que está sucediendo en escena y no ser completamente ignorados cuando gritan a todo pulmón que el emperador está encuerado.

“¿Será que soy indigno de mi puesto?”

Para poder llegar al palacio, el señor ministro lleva a los nada honestos sastres a través de valles y montañas ya sea a caballo o en motocicleta. Todo esto se realiza con lenguaje corporal y mucha imaginación. La antes descrita escena es llevada a cabo con humor y entrega absoluta por Assira Abbate quien verdaderamente brilla esplendorosamente como el muy maquiavélico Riff. Abbate saca a relucir sus capacidades en el arte del clown, tanto en su fisicalidad como en su trabajo vocal, al mismo tiempo que demuestra que una obra infantil requiere del mismo compromiso actoral que cualquier otra puesta en escena. A su lado, Dani Adissi como el personaje titular y Ana Kupfer interpretando el doble papel de la narradora y una dama muy metiche, vengativa y afrancesada, realizan sólidos trabajos que revelan su entendimiento del tipo de humor que se requiere para que la obra consiga su buen cometido. Sin embargo, resulta desconcertante la presencia de Gustavo Gonzalo en el papel del Señor Ministro quien pareciera encontrarse en un montaje completamente diferente, en ningún momento llevando a cabo su labor en el tono o ritmo necesario, siendo en gran parte el responsable para que la puesta en escena decaiga hasta el aletargamiento. El elenco lo completa Dunia Alexandra como Raff, quien deberá incrementar su nivel de energía sobre el escenario para poder estar al mismo nivel de su contraparte interpretada por Abbate.

“Voy a mentir y decir que está precioso.”

“El Traje Nuevo del Emperador” se presenta los días domingo en el Teatro NH a las 13:00 horas hasta el 7 de Octubre.

Búscanos en Facebook e Instagram como Entretenia
Twitter: @Entretenia




DATOS GENERALES

(Toda la información contenida a continuación proviene de la producción)

OBRA: “El Traje Nuevo del Emperador”

ADAPTACIÓN Y DIRECCIÓN: Sara Nieto

ACTUAN: Dani Adissi, Gustavo Gonzalo, Assira Abbate/Ester Combau, Dunia Alexandra y Ana Kupker.

DÓNDE: Teatro NH

DIRECCIÓN: Liverpool 155, Zona Rosa.

CUÁNDO: Domingo 13:00 horas. Hasta el 7 de Octubre.

COSTO: $200 adulto $160 niños. Boletos en taquilla y en www.ticketmaster.com.mx

DURACIÓN: 55 minutos sin intermedio.

DATOS DEL TEATRO: Cuenta con estacionamiento. Se encuentra en el corazón de la Zona Rosa. Tarifa especial del estacionamiento con su boleto.

COMPARTE!
Juan Carlos Araujo

Licenciado en Literatura Dramática y Teatro con experiencia de más de veinte años de experiencia en crítica teatral. Miembro de la Muestra Crítica de la Muestra Nacional de Teatro y Miembro de la Agrupación de Críticos y Periodistas de México.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *